Conectate con nosotros

Ciencia y tecnologia

Júpiter: Llega el mejor momento del año para contemplarlo

2029

Aproximadamente cada 13 meses, nuestro planeta Tierra, más rápido al estar en una órbita interior, adelanta al planeta Júpiter. Esto hace que en un momento dado nos situemos justo entre el Sol y el planeta gigante. Por ello, a este momento se le llama la oposición, ya que el planeta exterior se sitúa justo opuesto al Sol si se observa en el cielo de la Tierra.

El momento de la oposición de Júpiter es el mejor para poder observar a este planeta, bien sea a simple vista o con telescopio. Esto es, por una parte, porque Júpiter es visible toda la noche, desde la puesta de Sol hasta el amanecer. Y por la otra, porque la oposición casi coincide con el instante en el que el planeta gigante se encuentra más cercano a la Tierra y por lo tanto es más brillante en el cielo y de mayor tamaño aparente cuando se observa con un telescopio. Y decimos “casi” porque el hecho de que las órbitas de los planetas no son exactamente circulares, sino elípticas, provoca que el momento de máximo acercamiento del planeta exterior pueda ser unas horas antes o después de la oposición. Esto no es relevante a nivel de observación, puesto que, en definitiva, desde semanas antes hasta después de la oposición podemos encontrar condiciones ideales para observarlo.

En el caso de este 2019, el momento de la oposición de Júpiter será durante el atardecer del próximo lunes 10 de junio. Durante estas noches veremos al planeta gigante aparecer por el horizonte este justo cuando el Sol se pone por el oeste y desaparecer por el oeste, justo cuando amanece. Es muy fácil localizarlo en la constelación de Ofiuco, ya que durante estas próximas noches será el punto más brillante del cielo, sólo superado por Venus (“el lucero del alba”) poco antes de la salida del Sol.

La próxima oposición de Júpiter será el 14 de julio de 2020. Durante todo este mes de mayo tenemos una magnífica oportunidad para fijarnos en este gigante del sistema solar y sus cuatro lunas principales, que fueron estudiadas por primera vez por Galileo Galilei hace algo más de cuatro siglos. Con un pequeño telescopio ya deberíamos ser capaces de observar los cuatro satélites galileanos e incluso algunos detalles en la superficie de Júpiter.

Otros planetas visibles este próximo verano

Después de una temporada sin planetas observables a simple vista durante los primeros instantes de la noche, el próximo verano nos compensará con unas buenas condiciones de visibilidad de algunos de los planetas más interesantes. El mismo planeta Júpiter, el mayor del Sistema Solar y el segundo más brillante del cielo, será visible durante todo el verano en las primeras horas de la noche.

Pero ya en este próximo mes de julio, poco después que Júpiter aparece otra de las grandes maravillas del cielo: el planeta Saturno. Este planeta gaseoso conocido por sus impresionantes anillos también será visible durante la mayor parte de la noche a lo largo de este verano, y llegará a su oposición el 9 de julio.

Hasta principios de julio también será visible todavía el planeta Marte, aunque se esconderá por el oeste poco después de la puesta de Sol. El planeta Mercurio, el más escurridizo de todos los visibles a simple vista, también será uno de los protagonistas del anochecer a principios del verano. Para localizarlo, tendremos que mirar hacia el horizonte oeste alrededor del día 23 de junio, momento en el que alcanza su máxima elongación este. Para los más experimentados con el telescopio, los planetas Urano y Neptuno se podrán ver de madrugada, en las constelaciones de Aries y Acuario, respectivamente. Finalmente, para ver en buenas condiciones el planeta más brillante y probablemente más popular, Venus, deberemos esperar hasta el próximo otoño.

Publicidad
Publicidad

Trending